La fábrica de Cepsa Química en Palos de la Frontera es la mayor planta integrada del mundo dedicada a la producción de cumeno, fenol y acetona.

  • Dirección: Apartado 310. 21080 Huelva
  • Teléfono: 959-369213
Jesús Ivars Cayuela Director de Producción de Cepsa Química
Jesús Ivars Cayuela

CEPSA ha desarrollado un área petroquímica importante, en alta integración con la de refino de petróleo, en la que fabrica y comercializa materia prima para la elaboración de productos de alto valor añadido que son utilizados, principalmente, para la producción de plásticos de nueva generación y detergentes biodegradables. Cuenta con una notable presencia en España y, a través de una progresiva internacionalización, también desarrolla sus actividades en varios continentes, comercializando sus productos en todo el mundo.

En la provincia de Huelva se ubica la fábrica de Palos de la Frontera, con una capacidad de producción de 1.000.000 t/año de Cumeno, 600.000 t/año de Fenol, 370.000 t/año de Acetona y 18.000 t/año de Alfa Metil Estireno. Esta planta, la más grande del mundo en la producción de Cumeno, junto a otra que la compañía tiene en Shanghai, posicionan a CEPSA QUÍMICA como el segundo productor mundial de Fenol.

Las principales materias primas de CQ Palos, Propileno y Benceno, proceden en su gran mayoría de las Refinerías de Cepsa en Huelva y San Roque, fruto de la integración global con el refino.

Los productos fabricados tienen un gran número de aplicaciones, destacando sus usos para fabricación de materiales plásticos de altas prestaciones y resinas, que después son utilizados muy especialmente en los sectores de la construcción y automoción, en electrodomésticos, en carcasas de ordenadores y gran variedad de aparatos eléctricos, en la industria farmacéutica y alimenticia, en el sector de los disolventes. La principal aplicación es la fabricación de bisfenol A (BPA), base de las resinas epoxi y los policarbonatos. En la producción de fenol se obtiene también acetona, excelente disolvente para aceites naturales y sintéticos, aunque su aplicación más importante es la fabricación de metacrilatos de metilo.

La planta combina la última tecnología disponible con el know-how acumulado con los años, que le permite disponer de unos ratios de seguridad y eficiencia excelentes.